¿Quieres descubrir tu mejor versión? lo primero que tienes que hacer es CONOCERTE o mas bien conoSERte, ser tu mismo, tu misma.

Por esto y como el año 2018 terminó para mí en búsqueda de mi mejor versión, te voy a compartir 10 cosas que se deben tener en cuenta para desarrollar nuestra mejor versión y ser nosotros mismos. Sin más preámbulos, vamos al grano:

  1. Trabajar desde dentro hacia afuera:  cuando comprendes que la belleza no está en tu exterior y que lo mejor de ti está dentro de ti, no hay imposibles, todo se puede alcanzar. La fuerza de voluntad juega un papel súper importante en este punto, pues es la que te va a mantener en el juego, en esta parte del proceso es muy fácil ponerse en el papel de la víctima.
  2. Escúchate: Todo el día, en cada momento, si tienes palabras destructivas, quejas en tu vocabulario ¿qué creas? pues quejas y destrucción en tu entorno. Por eso, deja de quejarte, la felicidad es una decisión y tú decides qué actitud tomas cada día de tu vida al levantarte de la cama, solo escucha tus palabras y saca tus conclusiones.
  3. Acéptate tal y como eres: Eres belleza pura, acéptate, este es un principio para navegar en este mundo de forma exitosa, reconoce tus virtudes, tus valores, tus habilidades, así como tus debilidades y áreas a trabajar. Para alcanzar lo que nunca has alcanzado, debes reconciliarte con tu yo del pasado y del presente. ¡Perdónate!
  4. Recuerda tus mejores momentos: Cuando sientas que no puedes más, cuando sientas que aunque sigas adelante no va a pasar nada diferente y vas a fracasar nuevamente, recuerda tus momentos de victoria. La combinación de ambos sentimientos (pésimo presente + pasado victorioso) creará una armonía extraña y positiva que te llevará a ver salidas poderosas en tu estancamiento.
  5. Celebra tus triunfos: Muchas veces no nos damos crédito por nuestros esfuerzos. Hoy te digo que debes reflexionar y reconocer tus logros personales, aprende a celebrar la victoria frente aquello que te ha costado esfuerzo y determinación, te ayudará a ir por más.
  6. Se cauteloso ante los aplausos de los demás: Desafortunadamente, en muchas ocasiones solo celebramos las victorias de nosotros cuando son aprobadas por los demás, cuando escuchamos un aplauso del público o ves miles de likes en tus publicaciones, cuando a esto es lo que menos debemos darle trascendencia. Tu tarea es despertar la consciencia, saber que si es un logro que merece ser celebrado, sea sentido en tu corazón y no que lo termines haciendo porque los otros te lo dicen.
  7. Comenta tus triunfos: Como seres humanos nos encanta escuchar historias poderosas y con un sentido ganador; estas son las historias de triunfos, donde la adversidad juega el papel de villano que termina siendo conquistado por la perseverancia y el enfoque hacia los objetivos. Por eso no dudes en contar tus triunfos, claro está, no pases la delgada línea entre contar tus triunfos y alardear de tus victorias, es importante que lo hagas con el fin de que al escucharte te sigas comprometiendo a lograr resultados similares o mejores. En esta parte hago una anotación, el EGO juega un papel duro aquí, que si no se sabe manejar puede llevarte a escenarios de pobreza mental y espiritual, solo ten cuidado con esto, de resto, cuente, cuente.
  8. Cuidado con los estereotipos: Actualmente estamos bombardeados por los estereotipos de éxito, personas con carros, mansiones, aviones, dinero a montón, etc. y todos en algún momento de nuestra vida queremos tener todo eso, sin embargo, tómalo con calma, el proceso no es igual para todos y todos no van a llegar a tener todo lo que un rico de Instagram muestra en sus redes. Aquí lo importante es que reconozcas tu autenticidad y lo valioso que eres, de aquí parte el éxito.
  9. Adéntrate: Viaja hacia tu interior, real, llega a tí y mira quién eres y quién quieres ser. Revisa tu estilo de vida actual, que comes, qué haces, cómo te estás cuidando, que tipo de música escuchas, con quienes te rodeas, escucha tu cuerpo, tu mente, tu espíritu, ellos te hablan constantemente, es tiempo de hacer cambios importantes.
  10. Sueña: Lo deje de último, pero no menos importante. Para que todo se cumpla y podamos convertir nuestras acciones en logros y metas antes han tenido que ser sueños. Inmediatamente clarificas tus sueños y les pones fecha y hora en el calendario, desde ese momento tu vida cambia, pues tu enfoque y corazón van dirigidos hacia el logro de ellos y adivina, esto te hará sentir mucho mejor de lo que te sientes hoy.

Tu mejor versión espera por ti, cada día puedes enfocarte en mejorar una de tus áreas, solamente es tomar la decisión de encontrar resultados distintos a los que recibes actualmente.

Un abrazo gigante y recuerden seguirme en sus redes sociales.

Cordialmente,

CARLOS ARIZA – Coach Profesional